sábado, 14 de mayo de 2011

Quizá mañana te duela el alma

Cuando se apagen las luces quedará dormida la esperanza y los sueños, pero no dejes que se duerma tu conciencia ni dejes que la oscuridad oculte tus lagrimas...